Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Esto nos permite brindarle una experiencia personalizada a su visita. Si no lo desea, puede cambiar la configuración de su navegador.

Acepto

Por definición, los consumidores de baja tensión son aquellos cuyas cargas se pueden suministrar satisfactoriamente desde el sistema de baja tensión de su localidad.

La tensión de la red local de BT puede ser 120/208 V o 240/415 V, es decir, los extremos inferiores o superiores de los niveles trifásicos más comunes de uso general, o en un nivel intermedio.

La IEC 60038 recomienda que el estándar de tensión internacional para sistemas de BT trifásicos de cuatro conductores sea 230/400 V. En BT se pueden suministrar cargas de hasta 250 kVA, pero las organizaciones de suministro eléctrico por lo general proponen un servicio en MT en niveles de carga para los que sean adecuadas marginalmente sus redes de BT en AT.

Los suministros más comunes de BT se encuentran en el rango de sistemas de 4 hilos de 120 V monofásicos y de 240/415 V trifásicos. En BT se pueden suministrar cargas de hasta 250 kVA, pero las empresas suministradoras de electricidad en general proponen un servicio de MT para niveles de carga para los que sus redes BT no son del todo adecuadas. IEC 60038 recomienda que el estándar de tensión internacional para sistemas de BT tensión de 4 hilos trifásicos sea 230/400 V.

Consumidores residenciales y comerciales

La función de un suministrador de energía de BT es proporcionar conexiones de servicio (cable subterráneo o línea aérea) a una serie de consumidores a lo largo de su recorrido.

Los requisitos de especificaciones de corriente de los distribuidores se estiman a partir del número de consumidores que se conectan y de una demanda media por consumidor.

Los dos parámetros limitativos para un distribuidor son los siguientes:

  • La corriente máxima que es capaz de transportar indefinidamente.
  • La longitud máxima de cable que, al transportar su corriente máxima, no superará el límite de caída de tensión reglamentario.
  • Estos límites implican que se restringe necesariamente la magnitud de las cargas que las instalaciones están dispuestas a conectar a sus sistemas de distribución de BT.

120 V monofásico a 240/415 V trifásico, las cargas máximas típicas permitidas conectadas a un suministrador de BT deberían ser (ver Tabla):

Sistema Corriente permitida máx. asumida por servicio de consumidor kVA
120 V monofásico, 2 hilos 60 A 7,2
120/240 V monofásico, 3 hilos 60 A 14,4
120/208 V trifásico, 4 hilos 60 A 22
220/380 V trifásico, 4 hilos 120 A 80
230/400 V trifásico, 4 hilos 120 A 83
240/415 V trifásico, 4 hilos 120 A 86

Las prácticas difieren considerablemente de una empresa suministradora a otra, y no se pueden ofrecer valores “estandarizados”.

Entre los factores que se han de considerar se encuentran los siguientes:

  • El tamaño de una red de distribución existente a la que se va a conectar la nueva carga.
  • La carga total que ya se ha conectado a la red de distribución.
  • La ubicación a lo largo de la red de distribución de la nueva carga propuesta, es decir, cerca del centro de transformación o junto al extremo remoto de la red de distribución, etc.

En resumen, en cada caso debe examinarse individualmente.
Los niveles de carga indicados anteriormente son los adecuados para todos los consumidores domésticos normales y serán suficientes para las instalaciones de un gran número de edificios administrativos, comerciales y similares.

Consumidores industriales de tamaño pequeño y mediano (con líneas de BT dedicadas directas desde un centro de transformación de MT/BT)

Los consumidores industriales pequeños o medianos pueden recibir un suministro satisfactorio a baja tensión.

En el caso de cargas que superen el límite máximo permitido de servicio de un distribuidor, normalmente se puede ofrecer un cable dedicado desde el cuadro de fusibles (o de interruptores) de distribución de BT, en el centro de transformación de servicio de electricidad.

Por lo general, el límite de carga superior que se puede suministrar por estos medios se limita únicamente por la capacidad disponible del transformador de repuesto en el CT.

Sin embargo, en la práctica:

  • Las cargas grandes (por ejemplo > 300 kVA) requieren cables de gran longitud, de modo que, a menos que el centro de la carga se encuentre cerca del centro de transformación, este método puede que no resulte económico.
  • Muchas empresas de servicios prefieren suministrar cargas que superen 200 kVA (esta cifra varía en función de los diferentes proveedores) a alta tensión.
  • Por estos motivos, las líneas de suministro dedicado de BT generalmente se aplican (a 220/380 V y hasta 240/415 V) a una gama de cargas de 80 kVA a 250 kVA.

Entre los consumidores a los que se les suministra a baja tensión se incluyen los siguientes:

  • Hogares domésticos.
  • Establecimientos y edificios comerciales.
  • Fábricas, talleres y estaciones de servicio de pequeño tamaño.
  • Restaurantes.
  • Granjas, etc.

Si encontraste útil este artículo, te invitamos a compartirlo con otras personas que puedan estar interesadas. También puedes escribirnos a Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. para solicitar una Charla Técnica Gratis para la empresa donde estes trabajando.

 

Suscribete Gratis

Powered by Amazing-Templates.com 2014 - All Rights Reserved.